jueves, 18 de junio de 2015

Lanzaderas

A pesar del amplio uso de la tecnología del transportador las operaciones con lanzaderas son un proceso muy importante dentro de los procedimientos de la Flota Estelar. (1) Su uso puede darse ante un mal funcionamiento de los transportadores por motivos técnicos, naturales o tácticos, así como una distancia inadecuada para su alcance permitiendo a la tripulación desplazarse hasta su destino, o la inestabilidad del objeto o sustancia a trasladar. Además puede ser necesario una observación o trabajos fuera del casco. De esa manera todas las naves y bases estelares cuentan con una mínima capacidad vehicular externa y las instalaciones necesarias para su almacenaje. En caso de emergencia las lanzaderas se cuentan como parte de las posibilidades de evacuación de una nave estelar [Waltz (DS9, 6.11)].
El complemento estándar de lanzaderas a bordo de la clase Galaxy incluyen 72 unidades: 12 transbordadores Tipo-15 (2), 2 cápsulas de viaje, 15 lanzaderas Tipo-6 y 10 Tipo-7, otras 10 de carga Tipo-9A, 5 lanzaderas de propósitos especiales, 10 workbees y 5 vainas de trabajo tipo M1 Sphinx [USS Enterprise Owner’s workshop manual] para operaciones extravehiculares o desplazamientos de corto alcance. Además según sea necesario pueden ser proporcionadas adicionalmente otras para fines especiales.
Según los procedimientos estándar a bordo de una nave estelar, se requiere que en todo momento haya once vehículos en estado de funcionamiento. De estas una lanzadera estándar y un transbordador han de estar en espera, listas para ser lanzadas con 5 minutos, con otras cuatro disponibles en modo de espera inmediata (30 minutos del lanzamiento), y otras seis adicionales que puedan ser lanzadas en un periodo de 12 horas. Al declararse la Alerta Roja dos lanzaderas adiciones han de estar puestas en alerta para su lanzamiento en 5 minutos y otros nueve vehículos más en espera inmediata para ser lanzados en 30 minutos [ST: TNG Technical manual].
Las maniobras de las lanzaderas están supervisadas por el oficial de cubierta del hangar principal, que tiene bajo su mando a los responsables de los diferentes hangares secundarios, si la nave o la estación estelar tuviera más de uno. Siendo el oficial de operaciones desde el puente o puesto de mando quien otorga el permiso y la prioridad a las maniobras de aproximación o despegue de las lanzaderas. Estos se controlan gracias a rayos tractores proyectados tanto dentro, como fuera del hangar, que proporcionan mucha más precisión que la que podría tener un piloto. En las aproximaciones se ha esperar el permiso de llegada del oficial de cubierta a unos 350 metros de la nave, momento en que es arrastrada por los rayos tractores hasta el interior del hangar. Debido a la complejidad de acoplar los campos de curvatura de la nave y las lanzaderas, todas las operaciones de vuelo se han de realizar a velocidad de impulso.
Existen por tanto una gran variedad de tipos de lanzaderas para tareas específicas y otras genéricas. Para el traslado de corta distancia existen las vainas de viaje, normalmente para hacer inspecciones externas o si los transportadores no están operativos. Asociadas a los trabajos externos de reparación y mantenimiento están las llamadas genéticamente Abejas trabajadoras, pequeños vehículos equipados con brazos mecánicos y otras herramientas como vainas de carga. Los transbordadores son vehículos de corto alcance, con limitada capacidad de curvatura, así como de personal y carga. De mayor tamaño pueden comprender lanzaderas de corto, medio y largo alcance, de carga y rápidas.


Notas de producción:
(1) La idea original de Star Trek por parte de Gene Roddenberry era que sus protagonistas descendieran a los planetas en lanzaderas, pero el elevado coste de los efectos especiales, llevó a transportarlos directamente en la superficie planetaria. No obstante, siempre permaneció la idea, que se pudo ver, por ejemplo, en Galileo 7 (ST, 1.16).

(2) Las shuttlepod serán traducidas como transbordadores, mientras que las shuttle (con mayor alcance y capacidad) lo serán como lanzaderas.


Ll. C. H.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada