martes, 15 de agosto de 2017

Diseñando las naves orion

Los orion aparecieron en The cage (ST, 0.01), el primer piloto de Star Trek, con una voluptuosa y exótica bailarina verde. Este fue rechazado, aunque finalmente vio la luz al usar su metraje en los flashbacks del capítulo doble The menagerie (ST, 1.15/16). Estos son una civilización antigua con gran interés para los historiadores [The city on the edge of forever (ST, 1.28)] y arqueólogos [What are little girls made of? (ST, 1.09)]. Poco más a transcendido de su forma de gobierno, aunque intentaron boicotear la entrada del sistema Coridan en la Federación en el 2368 [Journey to Babel (ST, 2.5)]. Más conocido es el Sindicato Orion, una organización criminal de turbios intereses, negocios esclavistas y que se mueve en todos los bajos fondos.
Aquí repasamos las naves que han aparecido en la saga.

Nave de escolta
La primera nave de estos se vio en Journey to Babel (ST, 2.5) la cual debido a las limitaciones del presupuesto, era una luz pulsante o una rueda giratoria de luz, que aparecía en la pantalla de la Enterprise. Aunque gracias a la remasterización del 2007 pudimos ver ya su casco. Esta nave de escolta era muy sofisticada y contaba con casco de trititanium de alta densidad, que le otorgaba cierta invisibilidad los sensores de la Federación. Además estaba armada con pháser estándar y gracias a su velocidad, era capaz de alcanzar el factor 10 de curvatura, pudiendo esquivar en combate phásers y torpedos de fotones.

La nueva nave tenía un casco frontal oblongo, unido a un anillo de propulsión en la parte posterior (similar al de curvatura de las naves vulcanas del siglo XXII), donde giraban ocho radios montados en dos estructuras que giran independientemente, con una esfera luminosa en el extremo, manteniendo así algo del efecto visual original.


Nave pirata
Una nave típica usada por los piratas, descrita en el guión de The pirates of Orion (TAS, 2.01) como “un buque de color rojo sangre, maligna”. De forma de pájaro y según los sensores emitía un rastro único de desechos radiactivos que eran visibles en un análisis espectral y cuyo armamento podía superar las defensas de un carguero, pero no las de un crucero de la clase Constitution.


Clase Wanderer
Es una nave de rápida, corredor de bloqueos de clase V, usado en la década del 2360. Así aparece en la base de datos de la USS Enterprise-D a lo largo del 2363, mostrando un casco alargado y dos barquillas de curvatura en popa. Según el texto que acompaña la imagen [que apenas puede leerse en Conspiracy (TNG, 1.25)] se indica que el USS Constellation NCC-55817, al mando del capitán Louis Rubenstein, en la fecha estelar 42623.2 recibió una orden de misión, desde los Servicio de Apoyo Operativo de la Flota, sobre las especificaciones revisadas de la nave. La verdad es que el texto no tiene mucho que ver con la imagen, y ciñéndonos al canon esta pasaría a ser una nave de la Flota Estelar. Pero recordemos que las imágenes no fueron hechas para ser vistas más allá de unos segundos en pantalla, por lo que no debernos tomárnosla al pie de la letra.

Su diseño procede del juego de rol de FASA y en el momento en que se vio en pantalla el juego se estaba publicando bajo licencia. Era una nave orion que se convirtió en el símbolo del poder espacial de sus piratas en el siglo XXIII. Contaba con disruptores, torpedos de fotones, y podía alcanzar el factor 8 de curvatura.


Interceptador
Estas naves son rápidas, con un casco alargado y una sección delantera con forma de pico, dándole el aspecto de un halcón, incluida unas esbeltas alas. Está fuertemente armada, incluyendo un cañón de partículas montado en la parte inferior del casco [Bordeland (ENT, 4.04)].

Diseñada por John Eaves, se inspiró en el aspecto alargado y afilado de una espada para esta nave de batalla, al que le dibujó una serie de dientes en la proa, para remarcar su ferocidad.

Una versión anterior muestra una nave más cuadrada, llena de picos en la proa, en los costados e incluso en la parte trasera más elevada.

Otras eran más angulosas, con un aspecto de cazas.


Barcaza de Harrad-Sar
Es una nave robusta, ágil y rápida gracias a un avanzado sistema de propulsión y fuertemente armada, con potentes escáneres para detectar depósitos minerales por debajo de la superficie planetaria.

El guión de Bound (ENT, 4.17) la describía como “un crucero siniestro, erizado de armamento, con el casco pintado con pictogramas amenazantes o grafitis, diseñados para intimidar”. Según el Customizable Card Game la nave era la Devna-Lev, de la clase Maraar. El diseño procede de la época en que Manni Cotto estaba al frente a la serie de Enterprise, que había impregnado la serie de gran cantidad de referencias a la clásica, recuperando muchas de las razas vistas en esta, entre ellas los oriones.



Las naves orion han aparecido de una manera fragmentada en la saga, de referencias secundarias (como la clase Wanderer), hasta que empezaron a aparecer en la última temporada de Enterprise. Es una lástima ya que su origen como piratas y esclavistas prometía un desarrollo interesante, pudiendo haber desarrollado un gran protagonismo como antagonistas del capitán Archer y su tripulación. Desgraciadamente la serie fue cancela abruptamente nos dejó sin saber más de los orion. Además sus naves tienen diseños originales, sobre todo la escolta de la remasterización de la clásica, mientras que las aparecidas en Enterprise muestra una raza de rapiñadores, con diseños agresivos, que podrían haber hecho mucho juego en el futuro.

Ll. C. H.

Links relacionados:

martes, 8 de agosto de 2017

Transportes de la Serie DY

Estas sencillas y robustas naves, con interiores espartanos, que debido a su integridad estructural apenas alcanzaba el factor 2 de curvatura, fueron los primeros transportes interplanetarios de la Tierra y encabezaron las misiones de exploración y colonización del espacio profundo, permanecieron en servicio durante siglos.


DY-100
Mientras las agencias espaciales gubernamentales desarrollaban trasbordadores de reentrada y planificaban la construcción de una estación espacial internacional para la investigación científica, la compañía Yoyodine empezó a construir las primeras naves comerciales con capacidad espacial. El proyecto se inició durante los convulsos años de las Guerras Eugénicas y es posible que algunos aumentados estuvieran involucrados en su desarrollo. (1) Su diseño estaba basado en un casco tubular alargado, con una estructura en forma de vela, inspirado en los submarinos, con un reactor nuclear y los motores en la parte posterior [Space seed (ST, 1.24)]. Para su despegue se acoplaban una serie de cohetes impulsores en racimo, que empujaban la nave hasta la órbita, ya fuera de la gravedad planetaria [Future's end (VOY, 3.08)].

Contaba con todos los adelantos disponibles en aquella época, incluido un sofisticado sistema de gravedad artificial, que evitaba elementos móviles en el casco, aunque tenía otros más simples, como transistores por seguridad. Para las primeras misiones interplanetarias, en los que el viaje hasta su destino y el regreso podía durar meses y años, se pensó en incorporar cámaras criogénicas para que tripulación y pasajeros pudieran estar en animación suspendida, que permitiría un trayecto más cómodo a la tripulación, por lo que también fueron conocidas como naves durmientes [Space seed (ST, 1.24)], lo que sería necesario aproximadamente hasta el 2018 [ST Chronology].

Para aumentar el volumen interno se diseñaron una serie de módulos de almacenaje que se instalarían alrededor del alargado casco en forma de abanico. Los cuales permitían realizar las operaciones de acoplamiento de forma autónoma, haciendo innecesario que la tripulación tuviera que salir al exterior para las tareas de carga y descarga. Así podían colocarse más o menos contenedores, que daban toda la vuelta al casco, dependiendo de la necesidad de la misión o la autonomía del viaje [Space seed (ST, 1.24)]. Este método sería el mismo que en el 2032 se usarían las unidades de carga a bordo del Ares IV (2) en su fatídico viaje a Marte [One small step (VOY, 6.08)]. De esta manera se aumentaba su capacidad de transportar colonos o pasajeros para el turismo espacial, suministros o carga, explotando la nave comercialmente con la idea de ayudar al traslado de equipos hasta la Luna en una eventual colonización del satélite y la explotación de recursos trasladando materias primeras de regreso a la Tierra. Pero la falta de usos rentables inmediatos de estas naves hizo que el proyecto languideciera al reducirse las inversiones, centradas en la reconstrucción de las infraestructuras del planeta tras las Guerras Eugénicas y el posterior estallido de la 3ª Guerra Mundial en el 2053. No sería hasta el primer contacto con los vulcanos en el 2061 [ST: First contact] cuando la serie DY se reactivara, logrando que algunas de estas naves aun estuvieran en servicio en el siglo XXIII (3), normalmente automatizadas, como transportes de carga [The ultimate computer (ST, 2.24)].

Uno de los primeros prototipos, bautizado como SS Botany Bay, fue lanzado en secreto en el 1996 con tripulación y destino desconocido. No sería descubierta su existencia y que sus ocupantes eran un grupo de 72 aumentados liderados por Khan Noonieg Sing, hasta que en el 2267 se localizó la nave en el sector 25712 [Space seed (ST, 1.24)]. Hasta entonces su existencia era consideraba un mito [The augments (ETN, 4.06)].

Características:
Tipo: Transporte interplanetario/ Nave durmiente
Nave: SS Botany Bay
Constructor: Sistemas de Propulsión Yoyodyne
Longitud: 104 metros
Anchura: 35 metros
Altura: 23 metros
Masa: 2.720 toneladas métricas
Propulsión: Reactor de fusión nuclear
Velocidad: 1/10 parte de la velocidad de la luz
Tripulación: 6
Pasajeros: 84 (en animación suspendida)


Otras clases:
Para cuando Zefram Cochrane desarrollara el motor de curvatura en el 2063, y por tanto la capacidad viajes interestatales en un tiempo razonable [ST: First contact], la economía de la Tierra estaba devastada y contaba con pocos recursos. Por lo que no se podía embarcar en la construcción de nuevas naves, así que se recurrió a los proyectos previos existentes, entre ellos el antiguo programa espacial de la serie DY y su diseño que renació cual Fénix. Estas reunían requisitos imprescindibles: eran baratas, su construcción podía ser rápida y sencilla, eran fáciles de poner en órbita debido al alargado diseño de sus cascos, y eran susceptibles de adaptar la nueva propulsión y superar la velocidad de la luz.

Además se podían reconvertir los astilleros navales, (4) con experiencia en la construcción de submarinos nucleares que eran expertos en soldaduras, de manera que rápidamente se multiplicó su presencia en las primeras fases de colonización del sistema Solar y extrasolar. Se empezaron a construir en diversas partes del mundo bajo licencia matriculándose según sus nacionalidades [Up the long ladder (TNG, 2.18)]. Esto generó con aparecieran modelos más grandes para diversos cometidos como la exploración o la colonización, naciendo así una gran variedad de sub-clases que fueron utilizados a lo largo del siglo XXI y XXII. E incluso en una fecha tan tardía como el 2372, aún estaba en servicio un DY-700, aunque tripulado por los insectoides frunalians [Novela DS9: The 34th rule]. Por lo que su longevidad como naves en activo demostró la validez de su diseño.

Las clases más usuales fueron: (5)
· DY-245 (SS Hatteras) operativa en el 2187
· DY-430 (SS Urusei Yatsura) operativa en el 2146
· DY-500 (SS Mariposa NAR-7678) lanzada en el 2123
· DY-500-B (SS Lord Nelson) operativa en el 2120
· DY-500-C (SS Hokule'a) operativa en el 2102
· DY-732 [N] (VK Yuri Gagarin / HMS New Zealand) operativas en el 2123 & 2135
· DY-950 (DEV Eagle Valley) operativa en el 2183
· DY-1200 (VK Velikan) operativa en el 2160

Clase DY-500
Fue una de las clases más utilizadas y contaba a su vez con diversos subtipos, los más generalizados fueron los B y C. El modelo básico tenía un desplazamiento de 3.000 toneladas métricas y estaba equipado con un motor de pulso de fusión de curvatura de Yoyodyne, con una delta-vee de 3.7x107 NVP, (6) con el factor 2 de curvatura como su límite de velocidad [Up the long ladder (TNG, 2.18)]. La clase DY-500 y la DY-100 era muy simulares en su aspecto, y no era extraño que los oficiales experimentados de la Flota Estelar los confundieran [Space seed (ST, 1.24)]. La gran diferencia radicaba en la ampliación del casco de la nave, en vez de la instalación de los contenedores intercambiables. Esto aumentaba el número de tripulantes y pasajeros, permitiendo a estas naves poder aumentar su perfil operativo a la exploración y la colonización extrasolar. (7)

Un ejemplo de sus misiones fue la colonización del sector Ficus del SS Mariposa NAR-7678, lanzada desde el Cosmódromo de Baikonur el 27 de noviembre del 2123 bajo el mando del capitán Walter Granger. Como carga llevaba 225 computadores Yoshimitsu del Modelo 4077, 5 satélites baliza de escucha Tipo 9, 700 enlaces celulares de la Universidad de Manitoba, 50 tornos de hilar, 20 cabezas de ganado vacuno, 200 pollos Wyandotte, 30 cerdos berkshire, 20 tablas de surf Banzai Pipeline, y 32 máquinas de rotación agrícola, además de los pasajeros. Estos se asentaron en dos mundos: en Bringloid V lo hicieron un grupo de neo-transcedentalistas irlandeses que fundaron una colonia de baja tecnología. El resto debía de dirigirse el planeta Mariposa, pero al llegar allí se produjo una rotura fatal del casco, dejando solamente 5 supervivientes. Estos, expertos en ingeniería genética, decidieron usar sus conocimientos para aumentar su número clonándose a sí mismos. Con el paso del tiempo ambos asentamientos fueron olvidados hasta su reencuentro con el USS Enterprise-D en el 2365, fusionando ambas comunidades al encontrarse en peligro de desaparecer [Up the long ladder (TNG, 2.18)].

A lo largo del siglo XXII y a medida que se realizaron avances significativos de la tecnología de propulsión, estas naves fueron retiradas de servicio [ST Cronologia], frente a los cargueros clase J o Y. Aunque algunos de ellos permanecerían en operativos en el 2155, cuando se le ordenó a un veterano DY-500 interceptar a unos cazas romulanos en la Primera Batalla de Altair VI, durante el conflicto entre la Tierra y Romulus, aunque finalmente la orden fue cancelada y transferida al Columbia [Novela ENT: Beneath the raptor’s wing].


Características:
Tipo: Transporte interestelar DY-500
Nave: SS Mariposa NAR-7678
Constructor: Sistemas de Propulsión Yoyodyne
Longitud: 169.5 metros
Anchura: 32.54 metros
Altura: 42.03 metros
Masa: 3.000  toneladas métricas
Propulsión: Reactor de pulso de fisión Yoyodyne
Velocidad: factor 2 de curvatura
Tripulación: 12
Pasajeros: 100


Notas de producción:
(1) Especulación al tener Khan Noonieg Sing acceso a una de ellas para poder huir del planeta en 1996. En la novela The rise and fall of Khan Noonien Singh II, se indica que se inició en los años 50, tras el encuentro con unos alienígenas llamados ferengis en Roswell y fue Gary Seven quien ofreció a Khan y a sus seguidores dejar la Tierra a bordo de esta nave.

(2) La inclusión de este elemento fue un homenaje consciente al Botany Bay de Matt Jefferies.

(3) En la versión original de Ultimate computer (ST, 2.24) la maqueta usada para el SS Woden era la misma que el Botany Bay. Pero en la remasterización del 2006 se sustituyó por un carguero del tipo Antares. Aun así que Kirk se confundiera en Space seed (ST, 1.24) nos hace suponer que estas naves (o sus variantes) aun podían estar operativas en el siglo XXIII.

(4) En la novela Prime Directive de 1990, de Judith y Garfield Reeves-Stevens, se indicaba que se había reconfigurado los cascos sobrantes de submatinos para poder transportar carga criogénica por el espacio

(5) Otras clases mencionadas en la novela de DS9: The 34th rule fueron la DY-700 & la DY-1100. La imagen comparativa de la serie DY procede la página web Journal of Applied Treknology. En la primera edición de 1993 del libro ST Chronology aparecía en la página 18 la imagen de la clase DY-750 (acompaña esta nota), indicada como nave durmiente y cuya tecnología había quedado obsoleta. En su segunda edición en 1996 aparecía el despegue de SS Botany Bay que aparecía en el capítulo Future end’s (VOY, 3,08) y que está en esta ficha.

(6) El delta-vee es la medida para el cambio de velocidad de una nave espacial, por lo general su capacidad de cambiar su curso en diferentes maniobras hasta agotar su potencia.

(7) Especulación basada en el diseño del SS Mariposa aparecido en Up the long ladder (TNG, 2.18) y el modelo original del SS Botany Bay. El perfil de la clase DY-500 visto en el LCARS de Up the long ladder (TNG, 2.18) era originario del libro Star Trek spaceflight chronology de 1979, escrito por Stanley y Fred Goldstein, e ilustrado por Rick Sternbach. Llamado clase Wheeler, se describía como una actualización de la serie DY-100, con un sistema de propulsión de fisión avanzada y eran naves de exploración subluminales que estaban operativos entre el 2019 y el 2055.

El diseño de la clase DY siempre me pareció una buena combinación de un aspecto real (con su parecido a un submarino) y una nave espacial. Matt Jefferies definió la nave en sus bocetos, dibujado incluso antes de la Enterprise, como carguero espacial antiguo u obsoleto. Y lo hace una idea pintoresca, pero que me parece que encaja perfectamente en las naves vistas en pantalla.

LL. C. H.

Links relacionados:
Referencias en otras series

miércoles, 26 de julio de 2017

Proyectiles & otras armas de Star Wars

El desarrollo armamentístico siempre ha sido un mercado lucrativo y en constante evolución, con nuevos sistemas y sus contramedidas, para luego contrarrestar estas. Además, durante las  Guerras Clon y la posterior consolidación del Imperio Galáctico, la proliferación de productos y empresas se ha extendido con mucha rapidez. Las naves capitales suelen estar equipados con turbolásers u otras armas de energía, porque los proyectiles, tanto misiles, como torpedos, son de un solo uso y por tanto son caros y suelen tener un número limitado. Además para su uso es imprescindible un soporte de lanzamiento que permita su expulsión antes o durante la ignición. Los destructores clase Victory, sí llevan una batería de estas armas, sin embargo los más modernos clase Imperial los sustituyeron por cañones de iones, que no necesitan munición que recargar, ni almacenar. Aun así sistemas de armamento completos se han desarrollado alrededor de estos, como la esfera de torpedos, una estación móvil de batalla equipada con 500 tubos lanzatorpedos de protones, ideada para el asedio planetario, al ser capaz de un poderoso e intensivo bombardeo orbital.

Torpedo de protones
Estas armas son usadas por todo tipo de naves, desde los grandes destructores para bombardeos orbitales, hasta a cazas espaciales, por lo que su tamaño y rendimiento son muy variables. Estos proyectiles tienen una ojiva que dispersa protones, accionada a menudo por un explosivo, como el nergon-14. Suele ser de forma cónica, forrado en un campo de energía que previene la detonación accidental causada por la colisión con restos espaciales o descargas de energía, tanto de disparos errados como de armas de defensa puntal.

Sus sistemas de guía y de búsqueda de blancos les hacen excepcionalmente maniobrables, capaces de hacer un giro de 90º dentro de un círculo de un metro. Esto les convierte en elementos de alta tecnológica, con sistemas de protección y seguimiento sofisticados y motores de maniobra, por lo que son proyectiles con elevado coste, de manera que la Alianza Rebelde suele no malgastar estas armas. Su ventaja radicaba en que la energía destructiva de un par de torpedos es mucho mayor que una ráfaga combinada de armas de energía, tanto por su eficacia, como por su poder destructivo.

El MG7-A de Krupx Munitions, usado para destruir la primera Estrella de la Muerte, es el armamento estándar en los cazas Ala-X T-65 de Incom, y tiene un sofisticado sistema de guía que le permite rastrear y modificar su trayectoria para entrar en sus objetivos, se dijo que tenía un margen de error de 3 metros, aunque su alcance está entre los 200 y los 600 metros de máximo. (1) Su pequeño tamaño las hace ideales para ser usados por cazas espaciales, desde los casi artesanos N-1 de Naboo que lleva 10, a los caza bombarderos Ala-Y con 8, el caza de reconocimiento pesado ARC-170 con 6 o las más modernos Ala-X, Ala-B y Ala-A de la Alianza Rebelde con 6, 8 y 6 respectivamente, y los potentes bombarderos TIE del Imperio Galáctico.

Cohetes de protones
Estas armas, también conocidas como cohete pesado, con una ojiva capaz de destruir objetivos con potentes escudos deflectores o fuertemente blindados. Comparado por el torpedo de protones, el cohete tenía una potencia considerablemente mayor, aunque a costa de un cuerpo mayor, velocidad y maniobrabilidad. Uno solo podía destruir una lanzadera de asalto ATR-6 y dos podrían dañar una corveta corelliana CR-90. Aun así es lo suficientemente lento para ser destruido con un impacto de un cañón láser o perder su objetivo si esta ejecutaba maniobras evasivas. La doctrina de la Armada Imperial los usaba contra objetivos inmóviles, como naves capitales o estaciones espaciales. Sin embargo los TIE Avenger podían lanzar ataques exitosos contra blancos más rápidos, maniobrables y pequeños si se acercaban mucho [SW X-Wing]. Mientras que la Alianza Rebelde ha equipado a algunos de sus rápidos Ala-A con este tipo de proyectiles, aumentando la capacidad de destrucción de estos pequeños cazas, capaces de acercarse a cualquier objetivo y lanzarlo a corta distancia y alejarse con rapidez. [Especulación]. (2)

Misiles de impacto o concusión
Es un proyectil que consta de una gran variedad versiones, cada uno con su velocidad, maniobrabilidad y capacidad destructiva. Suele tener una punta que penetra en las armaduras de los cascos para después activar el paquete energético de la ojiva con capacidad nuclear o termonuclear, causando graves daños internos a sus objetivos. Aunque no es necesario un pacto directo, ya que puede detonar en la proximidad del blanco. Al hacerlo en la atmósfera crea un estruendo sónico que causa daños extensos en el área circundante al impacto.

Existen modelos diseñados para ser lanzados desde una nave capital para un bombardeo planetario, que tienen una potencia y alcance mayores. Hasta pequeños proyectiles de corto alcance portados por naves pequeñas como lanzaderas, cargueros ligeros o cazas. Los misiles de impacto avanzados contaban con una velocidad más alta y eran capaces de seguir un objetivo durante un periodo de tiempo mayor. Además contaban con un escudo verde alrededor de las ojivas para protegerlas de las contramedidas.

Los misiles de impacto Dymek, tienen un diseño en forma de cuya, con una cámara de choque aerodinámica, y una ojiva blindada en la punta. Su alcance óptimo era de 260 metros, con un máximo de 750 [SW Complete vehicles].

Mientras que los ST2 de Industria Arakyd, que suele comercializar lanzadores cuádruples, con un coste de 750 créditos unidad, con un alcance de 300 a 700 metros. Están cubiertos por un escudo de energía, con un fulgor verde, mientras se encuentran en vuelo, con las llamas de escape naranjas. Tiene un metro de lago y su potencia equivalía a un torpedo de protones estándar. Es el que usó el Halcón Milenario para destruir la segunda Estrella de la Muerte en la Batalla de Endor [SW La guía, West & Games].

Durante las Guerras Clon las fuerzas separatistas instalaron en el interior de misiles una serie de droides de sabotaje Pistoeka, conocidos como zumbadores. Tras alcanzar su blanco estos pequeños droides usaban diversas herramientas para dañar sus objetivos. Eran armas de corto alcance, con tan solo dos minutos de combustible y 7 de los droides zumbadores. Si no fuera por los daños que causaban a las naves y cazas, hubieran sido graciosos, dignos de un espectáculo ciscense [SW III: Revenge of the Sith].

Carga sísmica o sónica
Esta arma es capaz de desencadenar una onda de choque de gran magnitud que la convierte en uno de los dispositivos más devastadores que se conocen. En su interior llevaban una mezcla de baradium y gas colapsico volátil, que al detonar generaban una explosión a la velocidad de sonido, en forma de bola de luz que tenía el inusual efecto secundario de anular todo el sonido del área que la rodeaba.

En los primeros segundos tras la detonación emana un rayo del epicentro, sin que se escuche ningún ruido (se supone que en la atmósfera) al crear un tejido espacial que absorbe cualquier onda sonora y energía lumínica de su alrededor. De manera que quien esté a tiro de este “agujero negro” quedaba ensordecido, además de ser absorbidos hasta su epicentro y aniquilados. Tras el fogonazo inicial parece que la explosión vaya a cerrarse en sí misma, formando una nube azul brillante y espectacular de energía condensada durante una milésima de segundo. De arriba y abajo surge un resplandor de dos columnas de energía creadas por la masa incandescente cargada de partícula. Las concentraciones de carga de una y otra columna se agolpaban en su centro, lo que originaba el colapso catastrófico de esta parte fugaz del microuniverso. La nube se aplanaba y comprimía más aún su interior, reduciéndose a un disco bidimensional, que al explotar libera toda la energía. El resultado de la explosión era un disco de luz y sonido alargado que cortaba todo a su paso [SW Fact Files].

Hay numerosos tamaños y rendimientos, como el Void-7 de Municiones Krupx, pensado para equipar naves ligeras, como el Firespray-31, que tiene la capacidad de generar una devastadora explosión de 5x1019 joules [SW III: Attack of the clones]. Tamaños superiores tienen efectos destructivos aún más destructivos.

Bombas de caída libre
Estas armas son simples pero por ese motivo pueden ser devastadoras y muy peligrosas, siendo capaces de destruir una mayor área, al poder albergar más explosivos en su interior al carecer de sistemas guía y propulsión complejos.

Un arma muy común de caída libre es la bomba de protones, que forma parte del arsenal estándar de los Bombarderos TIE imperiales. Es un explosivo de energía que produce una destructiva nube de partícula subatómicas superveloces, que resultan muy eficaces contra escudos de energía o de rayos, aunque pueden ser bloqueadas por escudos deflectores [SW Complete vehicles].
  
Bombas de racimo
Esta arma tiene un concepto similar a las minas y fue diseñada para contrarrestar la táctica imperial de usar sus cazas TIE en ataques en enjambre: en masa y altas velocidades. Consiste en una explosión inicial en la dirección de la formación enemiga, seguida por una nube de granadas magnéticas y metralla, con un rendimiento de 100 metros, particularmente dañina en vehículos pequeños no blindados, como los modelos de Sienar. Cada bomba estaba equipada con amortiguadores para evitar que la onda expansiva alcanza a la nave lanzadora, aunque en realidad su efecto es indiscriminado y afecta a todo lo que está a su trayectoria. El CL-3 de FreiTek usado por la Alianza en la Batalla de Endor a bordo de los cruceros Mon Calamari o las fragatas Nebulon-B, tenía una forma ovoide, aunque no es extraño que esté camuflada en módulo de carga, u otros componentes [SW: The essential guide to weapons and technology]. El Imperio también usó estas armas, normalmente en los caza bombarderos TIE/gt y en los pesados Bombardero TIE, normalmente como armas de ataque al suelo, que diseminaban explosivos sobre una gran área, causando una destrucción a gran escala completamente indiscriminada.

Torpedo de resonancia
Era una de las armas más devastadoras jamás creada en la Instalación de las Fauces, al ser capaz de convertir una estrella en una supernova. De forma ovalada, e inactivo tenía una color púrpura y amarillo, una vez disparado tomaba la forma de un elipsoide azul verdona al moverse por el subespacio. Tras su detonación liberaba una gran cantidad de energía que fundía todos los metales para luego crear una explosión masiva, causa de la reacción en la estrella, que se convertía en supernova. Cuya energía podía arrasar por entero un sistema [The Jedi Academy trilogy].


Notas de producción:
(1) Aun teniendo en cuenta el reducido tamaño de esta arma su limitado alcance siempre me ha parecido ridículo. En SW: IV A new hope, entiendo que el disparo tenía que realizarse a corta distancia, tanto por el dramatismo de la escena (volar por la trinchera erizada en cañones y perseguidos por el TIE pilotado por Darth Vader). Pero un alcance de 600 metros es demasiado poco, además para llegar al núcleo tendría que atravesar varias decenas de kilómetros (el diámetro de la Estrella de la Muerte es de 160 kilómetros). Por otro lado las actuales bombas guiadas por láser, como el GBU-12 Paveway II tiene un alcance efectivo de 14.8 kilómetros o el AGM-85 Maverick es de 24 kilómetros, con una longitud de 3.27 y de 2.48 metros respectivamente. Eso deja en ridículo los misiles Arakyd ST2 o el de impacto de Dymek.

(2) Según el artículo de la Wookieepedia de los cohetes de protones, se muestra la imagen del Ala-A, por lo que es posible que los torpedos puedan ser sustituidos por cohetes de protones.


Ll. C. H.

Links relacionados:


martes, 18 de julio de 2017

Cubiertas de la clase Defiant

Crear un universo ficticio creíble no es fácil, moldearlo para que sea coherente y creíble, producirlo y rodarlo, mucho menos. Sobre todo teniendo en cuenta que los fans estarán observando cada cosa que se haga (más en una saga como la de Star Trek). Como ya he dicho en otras ocasiones las naves son un elemento importante en esta saga, y aunque suele estar muy bien cuidado cada detalle por el equipo de producción, es habitual que al final haya errores o inconsistencias. Y una de las cuestiones sobre la clase Defiant siempre han sido sus dimensiones, que son algo engañosas. Desde el exterior, sobre todo si tenemos en cuenta la vista inferior (donde se aprecian dos hileras de ventanas), la nave parece más grande de lo que realmente es. Las comparativas visuales con el pájaro de presa klingon, la nave de guerra del jem'hadar o la estación Deep Space 9, pueden hacer parecer que tenga entre 50 o 170 metros de largo. Pero estas no son fiables, ya que las dimensiones de estas también pueden ser dudosas.

Durante las primeras etapas de su desarrollo Gary Hutzel pensaba que debía ser un acorazado que establecería un nuevo estándar para las naves de acción en la serie. Pero por otro lado se quería hacer una nave muy pequeña y realmente poderosa, tan aterradora que nadie se metería con él. Doug Drexler ya indica que el tamaño fue desde el primer día una “patata caliente”. Rick Berman quería un pequeño acorazado de bolsillo (un par de veces más grande que una runabout), mientas que Hutzel pretendía que tuviera 152.4 metros (500 pies) de longitud, finalmente la escala de la maya CGI era de 170 metros (560 pies), longitud que sería confirmada en el libro ST: DS9 Technical manual.

El MSD (Master Systems Display) que aparece en The search (DS9, 3.01), representa uno de los diseños conceptuales iniciales, por lo que no muestra el resultado final. Sería remplazado en Starship down (DS9, 4.07) y abarcaba 4 cubiertas, siendo modificado para el libro ST: DS9 Technical manual por Drexler, calculando su longitud en 128 metros (420 pies). Si tenemos en cuenta la altura de estas, entre 3,6 metros y 4 metros, la longitud de la nave sería de 110 metros o 122 metros respectivamente. Claro que el plano está pensado para mostrar los sistemas, y no tiene por qué tener una escala exacta, no creo que fuera esa su función real, pero sí es una medida más que apropiada para darnos una idea de sus dimensiones.

El MSD de Drexler cuenta con varios detalles interesantes, confirmando que la nave tenía solo cuatro cubiertas. Y se confirma la idea mostrada en los bocetos originales, donde el módulo de proa podía separarse del resto de la nave y ser usando como una cabeza de guerra. Así como las patas de aterrizaje que le permitirían posarse en la superficie de un planeta.

Cubiertas
Creado por Quantum Reality Inc. muestran cada una de las cubiertas, recogiendo con gran detalle su distribución interna.

Cubierta 1
En la cubierta más elevada si sitúa, como manda la tradición de la Flota Estelar, el puente de mando. También está el despacho y las cabinas de los oficiales, incluida la del capitán (aunque esta es igual a cualquier otra de a bordo). También hay una sala de transporte y como nave de pequeña dimensiones diverso equipamiento repartido en el casco.

Cubierta 2
La sala de ingeniería se encuentra en la segunda cubierta, además de la enfermería, el único laboratorio con que cuenta la nave, el comedor, las celdas para presos y el ordenador principal. En la parte frontal están las ojivas de anti-materia usadas como explosivo de la cabeza de guerra y su cabina de pilotaje, que puede separarse y usarse como proyectil como último recurso.

Cubierta 3
En la parte central se encuentra el hangar número 1, el más grande de abordo, bodegas de carga, el armamento principal y numerosos sistemas de ingeniería. En el módulo frontal están los motores de impulso de la cabeza de guerra.

Cubierta 4
Situada en la parte inferior del casco, casi su totalidad en la parte inferior de las estructuras que alojan las bobinas de curvatura, está ocupada por suministros, equipamiento y los hangares auxiliares, uno a cada lado.

Cubierta 5
Semi-cubierta que alberga el deflector principal de navegación y parte de sistemas de propulsión y armamento.


Ll. C. H.

Notas de producción:
Una interesante interpretación de Alexander Richardson basada en las luces que se aprecian en las últimas cubiertas, podrían dar un tamaño mayor, con siete cubiertas.